Lectura 3 minutos

Cada 5 de junio celebramos el Día Mundial del Medio Ambiente, una fecha que, en el caso de Forética, cobra especial importancia y significado, especialmente en un escenario tan complejo como el que estamos enfrentando.

Arrancamos el año 2020 con una clara advertencia por parte del World Economic Forum de que los principales riesgos para la economía global eran de índole ambiental, e iniciábamos la que debía ser la década de la resiliencia’. Sin embargo, unas pocas semanas después, la crisis sanitaria causada por COVID-19 acaparó todo el protagonismo global, con la atención de gobiernos, empresas y ciudadanos. Y ahora, meses después, abordando este Día Mundial del Medio Ambiente, hay una cosa clara: hemos de trabajar por una reconstrucción de la economía tras el devastador paso de la pandemia, sí, pero esta reconstrucción ha de asentarse sobre los principios de la sostenibilidad.

Forética, como representante en España del World Business Council for Sustainable Development (WBCSD), tenemos un compromiso con nuestras empresas socias, acompañándoles en abordar el Futuro de la Sostenibilidad y la construcción de la nueva normalidad.

Así, AHORA es un buen momento, es el MEJOR momento para recordar los asuntos relevantes en materia ambiental en los que ya habíamos asumido como sociedad, como empresas y como países, unos compromisos y unas hojas de ruta y continuar de manera determinada con el foco fijado en su consecución. Porque son elementos necesarios para la reconstrucción de la economía, ya que los riesgos y las oportunidades ambientales siguen ahí, a pesar del coronavirus.

Y para ello, nos gustaría destacar cuatro pilares que consideramos fundamentales en este proceso:

  • Acción climática: alinear las estrategias y acción para conseguir limitar el aumento de temperatura global a máximo 1,5ºC a final de siglo. Las empresas están llamadas a contribuir a este objetivo apostando por una transición de sus modelos de negocio a economías bajas o neutras en carbono.

El Clúster de Cambio Climático es la plataforma empresarial de referencia en España, con 60 grandes empresas implicadas, que aborda desde un enfoque de impacto y orientado a la acción esta transformación necesaria.

Para orientar a las empresas, hemos desarrollado distintos estudios y herramientas que permiten abordar los cambios y oportunidades:

  • Construcción de Ciudades Sostenibles: las ciudades están, a día de hoy, en el epicentro de gran parte de los retos y las soluciones en materia de sostenibilidad a nivel global. Su poder económico e innovador, la creciente población que albergarán en las próximas décadas y el importante impacto ambiental que generan hacen que los entornos urbanos estén en el punto de mira del desarrollo sostenible. El sector privado está llamado a contribuir en el desarrollo ciudades más sostenibles en colaboración con las administraciones locales y la participación ciudadana.

Para apoyar a la construcción de esta sostenibilidad urbana desde el ámbito de las empresas, hemos trabajado en distintos estudios y herramientas:

  • Aliados de la Naturaleza: la pérdida de capital natural no sólo conlleva la desaparición de especies y ecosistemas, sino que se traduce también en la escasez de los servicios que éstos nos ofrecen y pone en riesgo nuestra calidad de vida y el sistema empresarial y económico, tal y como los conocemos. La pérdida de biodiversidad y de ecosistemas conlleva, además de un reto ambiental sin precedentes, un atraso en la consecución del 80% de las metas de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

El programa Responsables con la Biodiversidad facilita el acercamiento e incorporación a la estrategia y gestión empresarial de la naturaleza.

Para orientar a las empresas, hemos desarrollado estudios y herramientas en este ámbito:

Nos enfrentamos a un momento especialmente complejo, en el que el shock extra financiero de COVID-19 supone el que avancemos -en alianza y colaboración entre los distintos agentes sociales-, hacia un desarrollo empresarial sostenible con el claro propósito de ofrecer lo mejor para nuestra sociedad, cuidando nuestro bien más preciado: la Tierra.